Kirtan Kriya

Es una de las meditaciones más potentes que tenemos en Kundalini Yoga y una de las primeras que enseñó Yogi Bhajan. Esta meditación es una ciencia y un arte. Es un arte por la forma en la que moldea la conciencia, y por la sutileza en la percepción de sensaciones que facilita. Y es una ciencia porque sus beneficios han sido comprobados científicamente.

Yogui Bhajan decía que si estás en un proceso de cambio o sientes que es el momento de realizar cambios en tu vida esta meditación es para ti. Kirtan kriya es un catalizador para el cambio que te alinea equilibrando tu mente y tu vida, reajustando la programación subconsciente reseteándola para que no sabotee nuestra consciencia, es decir, que la programación de nuestra mente subconsciente que es la que crea nuestra realidad, no condicione nuestra vida hacía el sufrimiento. Practicar esta meditación trae equilibrio mental y nos ayuda a consolidar y cambiar los hábitos. También ayuda a sanar heridas emocionales.

A nivel físico

  • Actúa sobre el sistema glandular equilibrando nuestra química y emociones.
  • Proporciona un gran equilibrio mental.
  • Incrementa la concentración, la creatividad y la intuición.
  • Ayuda a liberar tu mente del miedo y la ira, así como de sus limitaciones habituales.
  • Ayuda a dirigir tu mente a pensamientos positivos y optimistas.
  • Tiene un efecto positivo en tu sistema nervioso.
  • Se desarrollan conexiones neuronales.
  • Beneficia al segundo chakra y la regularidad menstrual.
  • También ayuda en la menopausia.

MEDITACIÓN:

Mantra: Punj Shabad. Produce los cinco sonidos primordiales s, t, n, m, a

  • SAA: Infinito, cosmos, principio
  • TAA: Vida, Existencia
  • NAA: Muerte, cambio, transformación.
  • MAA: Renacimiento.
«En este ciclo de la creación. Desde el infinito llega la vida y la existencia individual. De la vida viene la muerte o el cambio. De la muerte viene el renacimiento de la conciencia al gozo del infinito mediante el cual la compasión conduce a la vida de nuevo»

Canta en los tres lenguajes de la conciencia:

  • Humano: en voz alta o normal (el mundo)
  • Amantes: susurro fuerte (la añoranza de pertenecer)
  • Divino: mentalmente, en silencio (el infinito)

Mudra:

  • SA presiona el dedo pulgar y el índice dedo de  Júpiter, el mudra del  conocimiento, nos conecta con nuestro campo de infinitas posibilidades y nos libera de las limitaciones.
  • TA presiona el dedo pulgar y el medio o de Saturno, el mudra de la paciencia, sabiduría y pureza
  • NA  une y presiona con el dedo pulgar y el anular o del Sol, el mudra de la vitalidad.
  • MA presiona el dedo pulgar y el meñique o de Mercurio, el mudra para una comunicación clara, directa y amorosa.

Cada vez que vibras cada sonido y presionas cada dedo, alternas tus polaridades eléctricas. Los dedos indice y anular tienen polaridad negativa eléctrica, en relación a los otros dedos.Cada vez que cierras un mudra uniendo el dedo pulgar con un dedo, tu ego “sella” su efecto en tu conciencia.

Los dedos se relacionan con distintas áreas del cerebro y diversos aspectos de tu ser:
– El dedo índice o dedo de Júpiter se relaciona con la sabiduría y el conocimiento.
– El dedo medio o dedo de Saturno se relaciona con la paciencia, la inteligencia. Simboliza la capacidad de enfocarse y disciplinarse.
– El dedo anular o Solar se relaciona con la vitalidad, la energía de la vida y las relaciones.
– El meñique o dedo de Mercurio se relaciona con la comunicación.
– El dedo pulgar se relaciona con el ego, y sella todos estos atributos en tu consciencia.

Percibe cada sonido entrando en el chakra de la coronilla ( en el tope de la cabeza) y saliendo al infinito a través del tercer ojo, como en la ilustración. Este recorrido enérgetico en forma de L se llama “el cordón dorado”  Es muy importante esta visualización y debe hacerse con cada sonido. Es una parte esencial del proceso de limpieza.  (Si no haces esta parte de la meditación, puedes experimentar dolor de cabeza)

Tiempo:

Versión de 11 minutos

  • 2 minutos recitando el mantra en voz alta.
  • 2 minutos susurrando audiblemente el mantra.
  • 3 minutos cantándolo interiormente, en silencio.
  • 2 minutos en susurros.
  • 2 minutos en voz alta.

Versión de 31 minutos

  • 5 minutos recitando el mantra en voz alta.
  • 5 minutos susurrando audiblemente el mantra.
  • 11 minutos cantándolo interiormente, en silencio.
  • 5 minutos en susurros.
  • 5 minutos en voz alta.

Te recomiendo hacer como mínimo cuarenta días, el motivo de que se hagan cuarentenas de meditación es que cuarenta días es el tiempo necesario para cambiar un hábito. Otros tiempos habituales son:

  • 40 días : Cambiar un hábito.
  • 90 días: Confirmar el hábito.
  • 120 días : te conviertes en el nuevo hábito.
  • 1.000 Días: la Maestría
     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *